ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  


❝ DIRECTORIOS


❝ AFILIADOS ELITE
Medidas 35x35
Fruit of the poisonous tree
Gothic PrincessObliviate!Bewitch The Mindinferio rpg




❝ AFILIADOS NORMALES AQUI

Comparte | 
 

 Cuando es inevitable... (Lex) ✔

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
avatar

Adele H. Sachs
Harry Potter: 3 Generación
Harry Potter: 3 Generación


Mensajes : 159
Ocupación : Estudiante

Pareja Real : Kyle Lucas Barbary Douglas


Ver perfil de usuario
MensajeTema: Cuando es inevitable... (Lex) ✔   Lun Mayo 13, 2013 9:28 pm

El cumpleaños de Jules estaba a la vuelta de la esquina, y como para Adele su hermana pequeña era su criptonita, decidió comprar los regalos con anticipación. Generalmente podría haberlos comprado el mismo día del cumpleaños, pero como resultaba que Sachs era la persona más indecisa del mundo al momento de elegir obsequios, prefirió dedicarle tiempo y no dejarlo a última hora. Especialmente porque los gustos de Jules eran completamente opuestos a los suyos.

Adele suspiró mientras se estacionaba en la calle principal del Distrito. Era donde se ubicaban la mayoría de centros comerciales, justo lo que necesitaba para encontrar el o los regalos perfectos. Suspiró mientras entraba en el primer centro comercial. Lo peor era que no podía simplemente comprar un balón de soccer o un libro, no cuando Jules quería ser bailarina y prefería una película a tener que leer. Al menos le gustaba ayudarle a hacer pasteles, así que podía regalarle un hornito mágico o algo parecido. Aún le daba miedo dejarla sola con una batidora o un horno.

Lo primero que tomó fue el hornito mágico, que para variar, era de color rosa. Hizo una mueca preguntándose por qué demoníaco motivo todo lo que era para niña debía de ser rosa. Era frustrante que lo impusieran, pero era aún peor que millones de niñas y mujeres en el mundo se conformaran con ello. Pensó en regalarle alguna muñeca, aunque en su opinión, ya tenía demasiados. La habitación de Julianne Dalilah Sachs estaba repleta de osos de peluche, muñecas y juegos de té. Si entrabas a la habitación de Sachs te encontrabas con afiches de sus equipos de soccer predilectos, sus trofeos ganados en competencias deportivas, carteles de sus bandas favoritas, cd´s y libros. Aún así esperaba que Jules tardara aún más en crecer. Cumpliría nueve años, así que para el próximo año que cumpliera 10 estaría entrando en la pubertad, con todo y los cambios hormonales que eso implicaba. Siempre sería su hermanita, pero era consciente de que su relación cambiaría un poco cuando Jules comenzara a protestar por las manías sobreprotectoras de Adele.

Se detuvo en el área de ropa para niñas, enfocándose en cada prenda rosa que veía que fuera de la talla de su hermana. Desde luego, odiaba admitirlo pero su encantadora hermanita pertenecía al club de fans del color rosado. Y como los que diseñaban la ropa lo sabían, la mayoría de las prendas era de ese fatídico color en diferentes tonos. Se dio cuenta de su no habilidad para elegir rápido cuando descubrió que tenía una pila enorme de ropa entre la que no podía decidir. Con cada una de esas prendas se imaginaba lo encantadora que se vería Jules con eso puesto. Decidió finalmente que compraría una falda de esas con muchos volantes y olanes, una camiseta que tenía estampadas unas zapatillas de bailarina, unos leggins de flores y una falda que parecía tutú. Feliz con sus compras, se dirigió a pagar y salió feliz porque no le había tomado más de 6 horas encontrar algo. Mejor aún, había encontrado todo en un mismo centro comercial. Salió y pudo notar que estaba nublado. Cargando las bolsas con sus compras ya envueltas para regalo, cerró los ojos, parada a media banqueta y dejando que el aroma a tierra mojada inundara su nariz. Sonrió como lo hacía siempre que percibía ese aroma. Al igual que los trenes, el aroma a tierra mojada parecía querer desenterrar algún sentimiento o recuerdo olvidado. Una nostalgia inexplicable la invadió y volvió a abrir los ojos, pero era tarde. La sensación de vacío ya había anidado en su pecho. Algo, o alguien, le hacía falta. El problema era que jamás conseguía saber de que o de quien se trataba. El destino jugaba malas pasadas a veces, pues cuando Adele con expresión melancólica giró para ir hacia su auto, casi choca con Alexia Hudson. Había una extraña frase que decía que si una persona conoce a dos, eventualmente esas dos personas se conocerían, algo parecido. Así que básicamente ya estaba acostumbrada a encontrarse con Hudson, sin embargo, seguía siendo escalofriante la frecuencia con que lo hacía. O tal vez fuera porque ahora sí era consciente de la existencia de ella. Hola saludó educadamente, tanteando el terreno, pues aún seguían siendo un tanto incómodos los encuentros con ella.
Volver arriba Ir abajo
avatar

Alexia Hudson
Harry Potter: 3 Generación
Harry Potter: 3 Generación


Mensajes : 547
Ocupación : Estudiante

Pareja Real : Elezear Leblanc


Ver perfil de usuario
MensajeTema: Re: Cuando es inevitable... (Lex) ✔   Lun Mayo 13, 2013 11:21 pm

Mi auto estaba en servicio. Obviaría los incómodos detalles del porque. El hecho era que, incómodamente, dependía de Tony o de Dante para ir de un lado a otro en Mixtale, al menos sin tener que compartir un transporte colectivo como el tren que llevaba al internado, o algún taxi, con esos particulares detalles que lo volvían un evento desagradable.

Solo sería un par de días más, empero. Podría soportarlo con facilidad. Ya estaba en la ciudad, no?... con todas esas calles transitadas por entes que me tenían sin cuidado. Algún anciano ajustando mediante clavar empecinadamente el nombre del lugar en su gran marquecina, la mujer que corría con toda la velocidad que las bolsas de papel (seguro de supermercado), gritándole a un niño que corría por toda la acera. Un espectáculo que ver durante los siguientes segundos.

Yo... estaba mal, El temblor apocalíptico había pasado, si... pero había cosas que no había platicado con Bourdain. En definitiva no le llamaría a el para que me fuese a recoger.

no hay que malentender, amaba a Anthony, era como si desde siempre lo hubiese amado, pese a que demasiado no llevábamos y que de verdad, no esperé que lo nuestro se diera así. El, se había molestado, pero lo superó.. lo arreglamos. Incluyendo al hecho de que para mi había sido más importante ir a por mi hermano que a por el. Hay cosas que implemente se hacen, no lo piensas dos veces y actúas. Se lo dije a Anthony, y desde aquella ocasión, parecía que tenía que repetirlo con mucha frecuencia.

Había cosas que yo hacía sin pensarlas, cosas que ni siquiera iban con mi ser. Últimamente estas las hacía con más frecuencia. Dante había notado algo raro en mi, era lógico dado que además de mi hermano, el era mi mejor amigo, en quien más confiaba... y aún así el no estaba enterado de cosas, cosas que hacía porque algo me empujaba. una necesidad, una imperiosa necesidad.

Mi necesidad tenía nombre, pero no había razón de ser. Amaba a Anthony, pero deseaba los labios de Christian Night, sonreía y era besada por mi novio, pero en sueños, unos muy vividos sueños jamás había amado a otro que a ese chico de piel blanca como el papel, mala actitud, y bipolar... en mis sueños el no era bipolar... en mis sueños yo le quería... e si sueños solo existían su sonrisa, sus ojos, su tacto y un lugar nocturno sin nada alrededor donde después, todo se volvía luz....

Era una obsesión. No necesitaba más, pero por otra parte, era como para volverse locos. Romper con Anthony por sueños? por desear algo con el cuerpo aun sin sentimientos reales de por medio, pero que sabían y se sentían como verdad absoluta en sueños era lo más idiota que alguien podría plantearse.

No, no lo haría... Yo estaba con Tony, era oficial. Me aseguraría de permanecer así... aunque probablemente.. no, estaba segura... Buscaría a Christian.

La tarde era adecuada. pronto comenzó a llover, era noviembre, pero me gustaba. El cielo encapotado me daban otra perspectiva de las cosas. Simplemente podría acostumbrarme a ello, pese a que amase el sol irradiando mi piel. Yo, no corrí a buscar algún refugio, pese a que la lluvia amenazaba con arremeter. Paraguas de varios colores, gente corriendo.. yo solo disfruté del momento y, cuando encontré un buen lugar, sencillamente resolví tomar un buen café, solo que un café para levar.

El clima era extraño, sin embargo, un momento parecía augurar una lluvia torrencial y al siguiente esta había parado. Sonreí con beneplácito... en ocasiones mi intuición funcionaba la mar de bien. Disfrutaría un poco más por ahí, alguna compra... lo que fuera, no todo el mundo giraba al rededor de estúpidos pensamientos, ni de hombres, tanto como los que te gustan claramente, como los que añoras en secreto.

con café en mano me topé justamente, con algo en común de lo que no quería pensar. Adele Sach parecía querer atropellar a alguien. Afortunadamente, logré evadirla a tiempo y evitarnos una penosa escena de café caliente.




-Sachs- ese era mi modo de saludo para la ocasión. No eramos amigas, pero la chica sencillamente no era en lo absoluto un tiro al blanco para mi. No sería de mi circulo, no me importaría mucho si se fracturaba una vez más alguna parte anatómica, al menos no si era por deporte.

Baje la mirada y no me costó nada saber que estaba de compras -son para Tony?- y si lo eran.. que? no es como si en mi estuviera correr para comprarle algo más suntuoso para de esa manera intentar conservar a mi novio. Sonreí un poco, mientras me balanceaba por sobre mis tacones -el piensa que estoy celosa... y al parecer ah protegido bastante esa burbuja, me pregunto el porque-
Volver arriba Ir abajo
avatar

Adele H. Sachs
Harry Potter: 3 Generación
Harry Potter: 3 Generación


Mensajes : 159
Ocupación : Estudiante

Pareja Real : Kyle Lucas Barbary Douglas


Ver perfil de usuario
MensajeTema: Re: Cuando es inevitable... (Lex) ✔   Mar Mayo 14, 2013 1:14 am

El aroma del café de Alexia era exquisito. Justo lo que Sachs bebería en un día así...aunque bien visto eso no significaba nada. Estadísticamente hablando, la gente solía optar por una bebida caliente en días así. Sachs se preguntaba si debía iniciar una conversación con Hudson... básicamente aún era raro que la hormiga tuviera novia, y considerando que Adele nunca había tenido que lidiar con las citas de Tony esto era algo nuevo... y perturbador. Alexia Hudson era la primer cita de Tony a la que realmente conocía, y que no la odiaba sólo por ser la mejor amiga de uno de los solteros más codiciados. Tal vez por eso Adele no podía odiarla tampoco, habría sido infantil e injustificado.

Se sorprendió de que fuera Hudson quien decidiera continuar conversando. Y lo mejor fue el tono que empleó al preguntar sobre los regalos. No había ni una pizca de odio en su voz. Un cambio más que agradable. Sachs rió abiertamente al recordar lo que había comprado e imaginar que se lo regalaba a Tony. No quiso ser grosera, así que se apresuró a abrir las bolsas para que Alexia viera las envolturas rosas y los moños lilas. Son para mi hermanita... perdón por reírme pero me imaginé como se vería Tony usando un tutú rosa y jugando con um micro hornito no estaba segura de si eso le iba a causar risa a Alexia, ella parecía ruda,de las que no se ríen fácilmente, pero aún si no se reía se había roto un poco el hielo, y la melancolía de Sachs comenzó a alejarse. Por primera vez desde que la conocía, se alegraba de haberse encontrado con Alexia.

Y luego vino ese repentino arranque de franqueza por parte de Alexia. Tal vez jamás podrían concretar su relación como para darle un nombre, pero tenían esos pequeños momentos de complicidad que hacían que pareciera que más que novia y mejor amiga, ambas parecieran madres de Tony. Sachs suspiró. También me acusó de eso... honestamente la primera vez que te vi me sentí celosa... ahora he entendido que no hay porque estarlo. Nuestro rol es diferente... he tratado de explicárselo. finalizó con el tono paciente de una profesora cuyo alumno no aprende. Reparó entonces en algo extraño. No sabía si era oportuno preguntar pero la curiosidad pudo más ¿Andas a pie hoy? tal vez no la conocía mucho pero si lo suficiente para saber que ella no caminaría por las calles con un café en la mano.
Volver arriba Ir abajo
avatar

Alexia Hudson
Harry Potter: 3 Generación
Harry Potter: 3 Generación


Mensajes : 547
Ocupación : Estudiante

Pareja Real : Elezear Leblanc


Ver perfil de usuario
MensajeTema: Re: Cuando es inevitable... (Lex) ✔   Miér Mayo 15, 2013 1:05 am

Las personas sonreían todo el tiempo, no tenía nada de particular, Adele Sach lo hacía con más frecuencia que los demás. Rumores corrían de que sus sonrisas más deslumbrantes eran producidas al escuchar el crujir de algún hueso, sea suyo o de su adversario. La chica sociopata en una manera bizarra que era capaz de romperse todos y cada uno de sus huesos, incluyendo el coxis, a cambio de diversión o placer. Tal vez los dos.
Rumores... solo rumores, y lo cierto era que los rumores no siempre deberían ser escuchados, mas si se tenidos en cuenta solo para utilizarlos de ser preciso.

Así que si sonreía, si reía Adele Sach no implicaba demasiado, ni tampoco habría que preocuparse por ello. Tal vez me había equivocado. apenas escucharla y ver los envoltorios una sonrisa de lado se asomó en mi rostro -se vería perfecto para el lago de lo cisnes- aquella sonrisa torcida no desapareció, de hecho, por más que fuese mi novio la idea era provocativa -y con unas preciosas mallas podría ser exactamente lo que el jamás pidió ser... encantador a mi punto de vista- con unas preciosas mayas que seguro le marcarían los músculos de las piernas. Antes era diversión, poco después además de esa diversión existieron vestigios, cosas que en mi rostro estaban y no tenía el más mínimo interés en ocultar. Disfrutaba de la visión, me burlaba de esa misma visión.

Ser novia no implica ser esclava de alma mente, corazón y pensamiento a alguien, tampoco involucraba verlo como un Dios del que nadie se mofa.... yo lo hacía.


mentiría si hubiese esperado que ella me dijera que se sentía celosa, antes o después. Yo no lo admitiría así de fácil, lo cual indicaba que la chica en cuestión, realmente era un libro abierto, demasiado para su propio bien. ¡porque me lo decía? ¿Que había que dar a cambio? ¡que buscaba ella como para darme ese tipo de confidencias, a mi que era la novia de su mejor amigo y que, si me lo proponía haría escoger a Anthony por alguna de las dos? todo mundo sabe que pase lo que pase, no importa cuanto lo intentes o finjas, nadie lo tiene todo.

Carraspee un poco, y sonreí otro tanto... no iba a ser la perra maldita en ese instante, simplemente, no había motivos -no lo entenderá- arquee mi ceja, lo cierto era que en su pasionalmente ya estaban declaradas las cosas, las dos que no se soportaban cuando el quería unirlas. Típico cliché del hombre. No se detuvo ni siquiera a ver las cosas, simplemente, actuó a como le daba la pantomima. No me encogí de hombros, simplemente acomodé mis cabellos haciendo una pausa, observando cada expresión suya, no evaluándola, no en un plan de estudio meramente organizado, no... eso era simple curiosidad.

No iba a darle mi filosofía al momento, pero si le dí una respuesta, la respuesta a su sencilla pregunta -así es, bueno, técnicamente. No pasa por me mente ir a pie desde el internado hasta el distrito- el camino entre la ciudad y el distrito era algo que no me tomaría a pie, a menos no con el tipo de calzado que usaba -y tu vienes en...- no terminé la frase, buscaba su coche por algún lado. No lo encontré. en ese instante mi móvil vibró. un nuevo correo electrónico. Me costó un solo pulsar para entrar al correo sincrónizado y medio segundo para sonreír de lado. El correó no era de mi novio. El correó era de ese otro, el que no era mi novio, pero que a cambio era un sujeto de estudio psicológico, Night. bajé la mirada y sonreí

-solo eh visto lazos y empapelado. Estas segura de que compras lo adecuado?... que edad tiene tu hermana?- por lo que sabía un hornito mágico no era del tipo de tarzan vuelto mujer, osea... ella misma -ese hornito podría terminar en tu cabeza, sabes? y no se exactamente cuan letales puedan ser esas cosas- mencioné, aún sin verle a los ojos, hablando y leyendo el correo electrónico de Night. Lo cierto es que me hizo reír de verdad. Era suficiente, preferí volver a la amiga de Tony

-y bien?, señorita tarzan, estas segura de que un tutú es lo más adecuado? cocinará galletas en un tutu?-
Volver arriba Ir abajo

Contenido patrocinado





MensajeTema: Re: Cuando es inevitable... (Lex) ✔   

Volver arriba Ir abajo
 

Cuando es inevitable... (Lex) ✔

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

 Temas similares

-
» Cuando estas enojado con alguien que haces??
» Solo cuando un demonio como ella y un ángel como el se unen la luna puede saber a sangre y sudor. [Privado Myrna H. & Atsuko G.] +18
» ¿Que hacer cuando tocas fondo...
» Cuando uno está hasta el culo de trabajo no hay descanso.
» El Amor Llega Cuando Menos Te Lo Esperas

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Secrets! RPG  :: 
▲ El Distrito
 :: 
❝ Plaza Pública
-